Analítica web

Cuando llevamos tiempo con blogs o administrando páginas que tienen su público, la analítica web se convierte en la compañera perfecta para conocer en profundidad cuáles son los datos que definen nuestro éxito. De entre todos los recursos que nos ofrece el marketing online, a la hora de hablar de números, esta es la que debemos tener en cuenta.

Cuando construimos una página web, especialmente si queremos sacar beneficios, debemos tener en cuenta una serie de factores que jugarán un papel importante en tu flujo de visitas. El contenido, siempre original y de calidad, y un diseño atractivo son claves para cumplir los objetivos pero, ¿qué hay de la optimización?

¿Qué es la analítica web?

La analítica web es el estudio que nos permite mejorar nuestra estrategia de marketing digital y conseguir, a través de los datos que segregamos, unos ratios de conversión mucho más altos de los que tenemos actualmente. Si bien la teoría es bastante tangible, en la práctica son muchos los detalles a valorar y que pueden mermar nuestra paciencia.

Conocer los clientes potenciales que hacen de nuestra web un escenario productivo es una de las tareas más conocidas del análisis. Gracias a determinadas herramientas como Google Analytics, Adobe SiteCatalyst o Open Web Analytics, entre otras, el trabajo no se hace tan pesado pero, igualmente, tenemos que aprender a manejarlas.

Funciones de la analítica web

Una vez que tenemos claro el concepto de analítica web y por qué resulta fundamental para el estudio y seguimiento de nuestra marca, lo siguiente será conocer cuáles son las funciones que la hacen precisa y con la garantía de poder fijar un estudio detallado del proyecto en el que trabajamos. A continuación, te dejamos con sus principales funciones:

1. Implementación de los proceso de medición (TAG)

Los dos modelos que hay para medir el comportamiento, logs y tags, de los usuarios en nuestra web se estudian desde aquí. Las tag, que se desarrollaron para mejorar la experiencia del usuario durante la analítica, ofrece la oportunidad de procesar la información en tiempo real además de hacer más flexible el manejo de datos.

2. Experimentación y testing A/B (CRO)

Conversion Rate Optimization (CRO) hace referencia al proceso de mejora continua de las herramientas y servicios con el fin de optimizar la experiencia del usuario. El testing, que es la parte principal de esta herramienta, sirve para conocer cuáles son los contenidos más efectivos y el tipo de reacción que provoca en nuestro público.

3. Clickstream

El paseo que se da el usuario por nuestra página web es lo que el clickstream comunica de una manera ordenada. Desde aquí valoramos el tiempo que pasa mirando el contenido, su comportamiento ante la compra de un producto e incluso qué es lo que más le gusta de todo lo que tienes en la parrilla.

4. Análisis de resultados

Una vez que tenemos toda la información recopilada debemos pensar en qué hacer con ella o cómo la vamos a estructurar para sacar el máximo provecho. En este punto, queremos destacar que analizar un mismo terreno varias veces es tan malo como dejarlo sin analítica alguna. A continuación, te dejamos con sus objetivos:

4.1. Aumentar el tráfico web

Si nos ponemos una meta de X visitas al mes, cuando venza podremos observar si hemos alcanzado los objetivos o nos quedamos a medias. Desde aquí no solo tenemos la oportunidad de ver nuestro rendimiento sino que podemos ponernos nuevos retos que poco a poco, sabemos que iremos superando.

4.2. Aumento del número de leads

Los leads son las suscripciones que se inscriben a la web; por norma general, los formularios de contacto agregan datos personales de los usuarios y estos se almacenan para que, de forma indirecta, podamos utilizarlos para envío de campañas en un futuro. Si una persona se ha inscrito a tu boletín es porque está interesado en la temática que trabajas.

4.3. Reducir la tasa de rebote

Reducir la tasa de rebote de nuestras visitas es fundamental para posicionar en Google y conseguir que el público que quieras regrese a tu web para lograr conversiones. El contenido de calidad y responder a lo que está pidiendo el usuario es la forma más efectiva de conseguir estos objetivos, ¿a qué esperas para ponerlo en práctica?

5. Informe de datos

Un informe de datos completo llega cuando valoramos los resultados que hemos obtenido con lo que se refleja en la analítica web. Si los números no son los esperados, la recopilación nos sirve para saber qué es lo que tenemos que cambiar y dónde seguir tal y como estamos hasta ahora.

Parámetros de seguimiento en analítica web

En la analítica web, los parámetros de seguimiento se miden en visitas. Estas son la base de cualquier proyecto online que se precie puesto que sin páginas vistas no hay posibilidad de hacer conversiones ni de tener una mayor visibilidad. Dicho esto, debemos hacer todo lo que esté en nuestra mano para que el volumen de seguidores siga creciendo.

En el momento en el que un portal cuenta con un número de visitas interesante, lo siguiente que debemos valorar es el tipo de público que nos llega. La tasa de conversión será más alta si el usuario se pasa horas navegando por nuestra web. Para que se quede aquí, el contenido tiene que ser de calidad..

Métricas básicas

El análisis del tráfico en una página web se mide a través de las métricas básicas. Desde aquí, la información del site se coloca en nuestras manos para que veamos la cantidad de cosas que podemos conocer y mejorar en base a unos pequeños parámetros. A continuación, te dejamos con las principales:

  • Visitantes únicos: Google Analytics registra los visitantes únicos que tenemos en nuestra página web. De esta manera, sabremos si hay un conjunto de personas que está paseándose por nuestra web de forma continuada en el tiempo. Esto es muy importante porque si el usuario vuelve es porque realmente le ha interesado el sitio.
  • Porcentaje de visitas nuevas: una página en movimiento siempre está abierta a recibir visitas nuevas. Tanto si nos han encontrado por casualidad como si hay alguien que les ha hablado de nosotros, un buen estudio de ese porcentaje que llega de fuera resulta crucial para hacernos una idea de cuál es el futuro de nuestra web.
  • Páginas vistas: el número de webs que el usuario visita se recoge en este apartado. Cualquier persona que llega a nuestros puede ver uno o varios contenidos del site. La navegación, que dura entre varios minutos y una hora, en el mejor de los casos, consigue que el interesado vaya enlazando contenidos y se documente de lo que tienes.
  • Páginas/visita: las visitas que recibe una página web también pueden verse a través de la herramienta Google Analytics. Con esta métrica podemos saber cuáles son los artículos que más gustan a las personas que llegan y, desde aquí, conocer sus preferencias y fomentar información sobre ellas para cuando vuelvan.
  • Promedio de tiempo en la página y duración media de la visita: no solo debemos tener en cuenta la cantidad de visitas que recibe nuestra página sino la duración de cada una de estas. De lógica, cuanto más tiempo se pase el usuario en un artículo más le interesará. En este apartado volvemos al recurso del contenido original como la manera de atraer público ofreciendo justo lo que pide.
  • Porcentaje de rebote: con Google Analytics también tienes la posibilidad de saber quién sale de tu web de forma rápida y sin pensarlo demasiado. Por lo general, un usuario que llega hasta nuestro site sin encontrar lo que desea no se va a quedar navegando. Si quieres controlar este parámetro recuerda que también pertenece a la famosa analítica web.
  • Porcentaje de salida: nos dice que un usuario ha abandonado nuestra página web pero antes se ha paseado por otros apartados de la misma. Si lo comparamos con el de rebote, estamos ante una persona que sí que se interesa por nuestro producto pero que ha llegado un momento en el que se ha salido.

Métricas avanzadas o KPI

Se conoce como Key Performance Indicators a los indicadores de rendimiento. En el momento en que iniciamos un proyecto web nos ponemos una serie de objetivos y las KPI’s nos ayudan con la evaluación de si lo vamos consiguiendo o no. Dicho esto, dado que la meta para cada uno es diferente cada empresa tendrá su propio código. A continuación, te los dejamos según el modelo de web:

1. Webs corporativas

Esos portales que lo que quieren es hacer promoción del nombre de una empresa o asociación podrían englobarse en este paquete. Captar al cliente, que haga una compra o consulte de forma repetida es lo que estudian las KPI’s de aquí. Por lo general, se buscan usuarios recurrentes que hagan una buena tasa de conversión.

2. Webs de contenidos

El objetivo de estas páginas son las visitas. La captación de usuarios se hace a través del interés que este tiene en sus contenidos y la forma en la que los está redactando. Las páginas de entretenimiento, los portales de noticias y todo aquello donde podamos leer algo que nos aporte información que no conocemos es el KPI del negocio.

3. Webs de servicios

Los clientes son la clave en una web de servicios. Como objetivo principal nos marcamos que el visitante contrate alguno de nuestros paquetes o necesite de alguna de las especialidades que nosotros manejamos.

4. Ecommerce

Las ecommerce buscan ventas; coloquialmente conocidas como tiendas virtuales, lo que quieren es que sus productos lleguen al último rincón del mundo. Como cualquier otro blog o página web requiere de visitas para que la mercancía salga. La analítica web de aquí se encarga de ver si estamos cumpliendo los objetivos.

¿Cómo utilizamos la analítica web en el marketing online?

La analítica web en el marketing online sería una locura sin todas esas herramientas de que disponemos. Con la cantidad de contenidos que se dejan ver por la red día tras día, hacer un estudio manual de cada uno de sus parámetros no solo nos costaría horas de tiempo sino que podría acabar con nuestra paciencia.

Con el fin de optimizar las campañas tanto de SEO como de SEM, Google se puso manos a la obra y nos dejó una serie de programas que hoy viajan con cualquier buen aficionado al marketing online y la conquista de sus resultados; de esta forma, nuestro negocio online se hace más atractivo.

Herramientas esenciales en la analítica web

Gracias a sus herramientas especializadas, la analítica web se hace un proceso mucho más sencillo y orientado a los mejores resultados. A la velocidad que avanza la información y el mundo de los negocios online, si tuviésemos que hacer todas estas gestiones de forma manual nos veríamos sumergidos en el caos. A continuación, te dejamos con algunos de los mejores programas para estudiar tu web:

Google Analytics

Se podría decir que Google Analytics es la herramienta por excelencia de los análisis. Con un estudio exhaustivos sobre el tráfico de nuestra página, cualquier persona que se dedique a este negocio debe tenerlo implementado en su web casi desde el primer día. A continuación, algunos de sus registros más importantes:

Google Analytics

1. Páginas más vistas

Desde Analytics podemos conocer perfectamente cuáles son las páginas que más visitan los usuarios. Gracias a este dato, conocer cuáles son sus gustos o lo que más les interesa es mucho más sencillo que si no tuviésemos el poder de la herramienta. ¿Te imaginas ir uno por uno preguntando sobre el tema? Resultaría prácticamente imposible.

2. Tráfico en las redes sociales

Nadie ignora el poder que tienen las redes sociales a la hora de comunicarnos actualmente o de estar informado sobre lo que ocurre. En Google Analytics también contamos con una opción desde la que podemos saber cuánto tráfico (y de qué clase) nos llega a través de Facebook, Twitter o Instagram.

3. Datos demográficos

¿Te gustaría saber cuántas personas te leen desde México? Analytics también tiene la facultad de conocer el país de origen de nuestros usuarios. La red, siendo un sistema global, puede hacer que tu web aparezca en cualquier rincón del mundo y con esta herramienta tendremos al público segmentado por zonas. ¿No es maravilloso?

4. Adquisición

Un nuevo usuario es la oportunidad de contar con clientes nuevos en el futuro. Gracias a las personas que nos descubren, aunque sea por casualidad, nuestra visibilidad se hace mucho más grande y desde aquí puede que se nos recomiende a otras personas que también están interesadas en la temática que trabajamos. Analytics, una vez más te ofrece esta posibilidad tan interesante.

Google Tag Manager

La analítica web no se hace desde una solo herramienta sino que es el conjunto de varias lo que consigue un estudio de nuestra página web mucho más profesional. Ante la desesperación que supone estar implementando los programas uno por uno nace Google Tag Manager, un agregador desde el que podrás ir añadiendo cada aplicación que necesites.

Google Tag Manager

Los programas, que a menudo necesitan de un pequeño código para empezar a funcionar, se vuelven tediosos cuando esta actividad se tiene que hacer una y otra vez. Con la que vemos aquí, ya no tendremos que estar trasteando en la fuente sino que ella solo se encargará de hacer el trabajo sucio.

Hotjar

Para hacer mapas de color donde se defina el comportamiento de los usuarios en tu web, Hotjar tiene la solución que estabas esperando. Fácil de configurar y muy intuitivo en el uso, si quieres darle un toque diferente a los estudios de tu web esta herramienta es lo mejor que verás en mucho tiempo.

Hotjar

Adobe SiteCatalyst

Anteriormente conocida como Omniture SiteCatalyst, con esta herramienta podemos hacer informes detallados sobre los datos que va almacenando nuestra página web o la ecommerce en la que trabajamos. Ideal para grandes empresas, si quieres hacer una segmentación de todo lo que te llega sobre tu sitio, aquí tienes tu programa.

Open Web Analytics

Una vez más, desde Open Web Analytics tienes la oportunidad de analizar el comportamiento de los usuarios que llegan a tu web. Con una instalación bastante sencilla, tendrás todo lo que se refiere a las personas interesadas en tu espacio. Recomendado, al igual que Adobe SiteCatalyst, para grandes empresas; aun así, hay blogs personales que la terminan implementando.

Open Web Analytics

Kissmetrics

La mejor utilidad con la que cuenta Kissmetrics es el funnel de conversión. Lejos de hacer lo mismo que los convencionales, nos encontramos ante una herramienta de libre configuración de secuencias de eventos que almacena todos sus datos a través de la identificación previa de los hitos.

Lucky Orange

Sin ser la herramienta más conocida de Lucky Orange, cuenta con ciertas curiosidades que la hacen muy interesante. Observar qué hacen los usuarios que están en nuestra página web en tiempo real es uno de los puntos por el que cada vez más personas están pensando en probarla. ¿Quieres conocer algo diferente sobre la analítica web de tu site?

Lucky Orange

¿Por qué es tan importante la analítica web de un site?

El análisis de una página web se recomienda para cualquier persona que quiera saber cuál es la interacción de su site con el público. Estar al día de la forma en la que los usuarios navegan por el espacio, conocer su opinión o aquellos artículos que más le han gustado te ayudará a hacer las cosas con vistas al público.

En una era en la que todo se consulta por Internet, las páginas web deben anticiparse a lo que busca el usuario para ofrecerlo de forma ordenada y con la mayor de las garantías. La analítica web del portal con el que trabajas no solo genera informes sobre esto, también te dará la oportunidad de cambiar de estrategia si las cosas no terminan de funcionar.