Alcance orgánico

Si las visitas de un sitio web definen la popularidad que este tiene para las masas, el alcance orgánico es la manera más rápida de saber cuál es el canal desde el que han llegado todos esos usuarios que se interesan por nuestro contenido. Hoy en día, que tenemos infinitas formas de compartir la información, resulta interesante conocer cómo nos encuentra nuestro público y lo que considera más atractivo de nosotros.

Las redes sociales, convertidas en el medio de comunicación más activo en la actualidad, funcionan como el trampolín perfecto para saber cuáles son las publicaciones más compartidas, que tipo de contenido es relevante o cuántos likes ha recibido el último artículo de nuestro blog.

¿Qué es el alcance orgánico?

Nacido como concepto a partir de Facebook, el alcance orgánico se define como la fuerza que tienen todas esas publicaciones que, en la red social de Mark Zuckerberg, acaparan la atención del usuario. El término ha ganado importancia con el paso de los años y hoy se encuentra completamente integrado en nuestra jerga web.

Los perfiles sociales resultan fundamentales en cualquier negocio online. Las empresas, a partir de los datos que lanza Facebook, saben si un contenido va a ser de interés global o tendremos que adaptarlo para un tipo de público concreto. Expertos en Social Media además, tienen en el alcance un factor clave para definir sus estrategias.

Página inicio de Facebook

¿Para qué sirve el alcance orgánico?

La popularidad de una publicación en Facebook la define el alcance orgánico. Desde aquí, mirando el número de compartidos o los comentarios que se hacen sobre ella, podemos captar el nivel de aceptación del contenido. La visibilidad online a través de las redes sociales es fundamental y, antes de tirar de campañas pagadas, tenemos que valorar cuál es el tipo de público al que gustamos y cómo reacciona ante la información.

Un contenido viral es la manera más rápida de conseguir tráfico orgánico en Facebook. A pesar de la competencia, y los continuos cambios en el algoritmo de esta red social, todavía existen formas de atraer a un volumen de público grande. Por ello, antes de recurrir a la publicidad de pago debemos probar todas las alternativas gratuitas que tengamos a mano.

Formas de aumentar el alcance orgánico de Facebook

Facebook pasó a ser una poderosa herramienta desde la que cualquier negocio online puede despegar sin demasiados recursos. Ideal como complemento para nuestra página web, existen muchas formas de potenciar nuestro alcance orgánico.

Relevancia de tus publicaciones

En Facebook seguramente haya muchas fanpages como la tuya. La originalidad del contenido es lo que dará una mayor relevancia a tus publicaciones y, desde aquí, tendrás más posibilidades de destacar por encima de la competencia. Las imágenes, si tenemos en cuenta que el público de hoy es muy visual, tienen mucho poder para el usuario que se pasa horas navegando. ¡Agrega una que sea llamativa!

Contenido de larga duración

El contenido que no pasa de moda es el mejor para ganar relevancia en Facebook. Aunque la plataforma se rige por el sentido de la inmediatez, con publicaciones Evergreen tienes muchas posibilidades de que, pasados unos meses, tus artículos sigan siendo productivos para los usuarios. ¿Imaginas el alcance orgánico que puedes ganar?

Publicaciones atractivas para los usuarios

Conocer a tu público en profundidad te da la oportunidad de ofrecer justo lo que tus usuarios están buscando por la red. Para conocer qué tipo de publicaciones son atractivas para los usuarios que te visitan, solo con ver las estadísticas anteriores puedes hacerte una idea de qué tipo de contenido es el que te llevará al éxito.

Audiencia específica

Si tienes una web multitemática habrá contenidos que tengan más aceptación. Valorar cuáles son los que aportan al usuario interés te ayudará a definir la audiencia específica de tu Fanpage. Si bien no debes abandonar las de menor alcance, sí que puedes compartir eso que tanto gusta en un 60% sobre el 40% del resto.

Frecuencia de publicación

La frecuencia de publicación en Facebook es la forma más sencilla que tenemos de ganar alcance orgánico. Cuando comenzamos con un nuevo proyecto, la ilusión hace que compartamos todos los artículos en nuestros perfiles sociales pero, ¿qué ocurre si cambiamos esta dinámica? ¡No dejes que el tiempo te fatigue!

Compartir contenidos de audiencia

Si llevamos un tiempo con nuestra página web y una Fanpage bien definida sabremos cuáles son las publicaciones que han tenido mayor repercusión. Cada cierto tiempo, compartir ese contenido que gustó a la mayoría puede ser una manera de ganar público nuevo en Facebook. A diferencia de lo que ocurre en la mayoría de las webs, los usuarios no suelen utilizar el buscador de las redes sociales para documentarse.

Caída del alcance orgánico en Facebook

En junio de 2014 Brian Boland, vicepresidente de tecnología de Facebook, lanzó un comunicado sobre la caída del alcance orgánico de la plataforma que alertó a los webmasters de todo el mundo. Si bien las estadísticas de esta red social ya habían experimentado subidas y bajadas preocupantes, no fue hasta ese año que tuvo su momento más álgido en este aspecto.

Con la publicación de demasiado contenido como razón de este desplome, muchos propietarios se vieron obligados a hacer una selección de toda la información que compartían a fin de ofrecer material de interés exclusivo para usuarios segmentados. Una vez más, Facebook premiaba la calidad por encima de la cantidad.

¿Cómo podemos recuperar el alcance orgánico tras el desplome?

La caída del alcance orgánico en Facebook ha sido tema de conversación durante años. En 2018, cuando las visualizaciones no llegaban en muchos casos ni al 2%, se volvieron a activar las alarmas sobre lo que podíamos sacar o no con esta red social. Como para casi todo, se establecieron una serie de parámetros para recuperarse del choque. A continuación, te los mostramos:

Conocer nuestro público

Conocer el tipo de personas que nos siguen es la mejor forma de establecer una línea de contenido en nuestra fanpage. Las publicaciones, si se adaptan a lo que el público busca, tienen el doble de posibilidades de ganar visibilidad. Estudia tus visitas objetivas, observa cuáles son sus preferencias y en base a ello, traza una estrategia de escritos.

Planificación de las publicaciones

De nada sirve publicar de forma continua durante semanas para que, pasados unos meses, dejemos de tener esta costumbre. Si bien no siempre se tiene el mismo volumen, la planificación de contenidos debe ser ordenada y sujeta a las mismas directrices. Valorar las horas de mayor audiencia te ayudará a encontrar tu franja de más alcance.

Contenido original

Cuanto más original seas en tus publicaciones mayor va a ser el empuje que tengas para los usuarios. En un lugar donde todo se repite una y otra vez, encontrar algo distinto es lo que hace que se marque la diferencia. En este punto también entra el formato que usas para lanzar la información ya que el vídeo, en Facebook, sigue ejerciendo de líder.

Atender a tu comunidad

¿Sueles atender a los comentarios de tus publicaciones? ¿Contestas a los MP? Atender a tu comunidad de Facebook es una manera de ganar alcance orgánico de forma humana, natural y completamente gratuita. Si hasta ahora no habías valorado este punto, quizás haya llegado el momento de tomarlo en cuenta, ¿no crees?

Paciencia con los objetivos

Si has sido uno de los afectados ante el desplome del alcance orgánico, la paciencia tiene que ser tu compañera de equipo. Cuando hemos hecho las cosas mal o, simplemente, no como se esperaba de nosotros, debemos valorar cuáles han sido nuestros fallos y a partir de ellos, comenzar una nueva carrera. Esto no resulta sencillo pero es la única manera real de llegar hasta el objetivo.

Ejemplo de alcance orgánico

Aunque exponer ejemplos de alcance orgánico no es una tarea fácil, pensemos en una Fanpage que publica un contenido simple que solo gana tres “me gusta” mal contados. Si no cambiamos de método, lo más seguro es que el resultado siga siendo el mismo y esté muy lejos del objetivo. Añadir un vídeo o varias fotografías relacionadas puede ser la solución perfecta. ¿Lo has probado?